Sin noticias de Schiaparelli

Está siendo tensa la espera para saber si el módulo Schiaparelli está vivo en suelo marciano, porque sabemos que ha tocado suelo, pero no en qué condiciones lo ha hecho. Tensión, nervios, y todavía no sabemos si las agencias espaciales europea y rusa tienen la capacidad de poner un rover de tamaño medio en suelo marciano.

Hasta ahora sabemos que la maniobra de descenso comenzó a las 15:27 (todos los tiempos en horario peninsular español) cuando Schiaparelli salió de su estado de hibernación. La sonda envió una señal que, tras viajar durante 9 minutos y 47 segundos, fue recibida a las 15:38 por el GMRT (Giant Metrewave Radio Telescopio) en Pune (India) y a las 15:42 la señal fue confirmada por la ESA. Según datos de la agencia, Schiaparelli descendía suavemente hacia Marte con una rotación de 2,75 rev/min y sus transmisiones se recibían “alto y claro”.

exomars_2016_schiaparelli_descent_sequence_reduced

Secuencia de aterrizaje del módulo Schiaparelli. Créditos: ESA (imagen original).

A las 16:42, pasados 75 minutos desde la salida del modo de hibernación, la sonda inició su entrada atmosférica a 21.000 Km/h y a 121 Km de altura. Tras el apagón en la señal previsto en la entrada, a las 16:55 recibíamos de nuevo señales de la sonda, y un minuto después se recibió la señal de que el paracaídas se había abierto. A los pocos segundos, se confirmaba la separación del escudo térmico.

A las 16:58 se confirmaba la caída libre de Schiaparelli, tal y como estaba previsto, pero ya no hemos vuelto a recibir señales por parte de la sonda. Tras recorrer 200 metros a 250 Km/h y situarse a 1,1 Km de altura, los retrocohetes deberían hacer descender a la sonda hasta dejarla suspendida en el aire a 2 metros sobre suelo marciano. Entonces se apagarían los retrocohetes y en caída libre Schiaparelli se posaría en suelo marciano, encargándose los bajos deformables de amortiguar el impacto.

maxresdefault_reduced

Animación de lo que sería el descenso de Schiaparelli ayudado por sus 3 juegos de tres retrocohetes cada uno. Créditos: ESA (imagen original).

Momentos de tensión a pesar de que estos retrasos estaban previstos porque la recepción podría tardar en llegar debido a la dificultad de las comunicaciones y al novedoso sistema de recepción del GMRT. Ingenieros y científicos de la ESA y de la agencia espacial rusa mostraban cada vez más nerviosismo. De pie, de brazos cruzados, andaban de aquí para allá… Tras perder la comunicación a las 16:58 y no recibir ninguna señal que confirmase el descenso, a las 17:12 daban por finalizadas las comunicaciones entre Schiaparelli y el GMRT. A las 18:30, la sonda Mars Express nos intentaba informar de la situación, pero sus datos no fueron concluyentes.

Por otro lado, TGO (Trace Gas Orbiter), la otra sonda de esta primera fase de la misión ExoMars hizo la inserción orbital tal y como estaba previsto. Calcularon un 1,6% de sobreesfuerzo por parte del motor de la sonda, pero es algo que está contemplado como “normal” dentro de los límites. A las 17:22, y con TGO en perfecto estado, la sonda comenzaba a pasar por detrás del planeta con la consecuente pérdida de señal. A las 18:35 volvía la señal del TGO, y poco antes de las 20:30 la ESA y Roscosmos confirmaron que la maniobra se ha realizado con éxito.

Mañana a las 10:00 tendremos nuevas noticias. Mientras tanto solo queda esperar y cruzar los dedos, aunque bajo mi punto de vista, la cosa pinta mal.

Y no olviden una cosa: la vida de Schiaparelli sobre Marte está estimada en cuatro días. Sí, solo cuatro días porque finalmente no pudieron instalar un RTG (Generador Térmico de Radioisótopos), y tan solo dependen de una batería.

Así que, todavía tienen ese margen de casi 100 horas para encontrarlo con vida. Y no olviden: TGO ha sido un éxito y la ESA ya tiene dos orbitadores alrededor del planeta rojo: Mars Express y ahora también este nuevo inquilino.

Deja tu comentario

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

*