Viaje al centro de la galaxia

Para este fin de semana os propongo un viaje: nos desplazaremos hasta el mismo centro de la Vía Láctea. Está situado a 27.000 años luz en dirección a la constelación de Sagitario. Os aviso: es un lugar muy poblado; está tan abarrotado que sería equivalente a tener un millón de estrellas embutidas en el espacio existente entre el Sol y Próxima Centauri, la estrella más cercana a nosotros y que está situada a 4,3 años luz. Y aunque no lo podamos ver porque no emite en el espectro visible, podremos percibir los efectos de un agujero negro supermasivo que estará rodeado por todo el conjunto de estrellas. A este monstruo se le conoce como Sagittarius A y su masa está estimada en cuatro millones de veces la del Sol.

Pero el agujero negro no es lo único que no podremos ver, porque esta zona tan concurrida contiene numerosos objetos ocultos debido a la presencia de densas nubes de polvo en el disco galáctico. Los astrónomos, para comprender realmente la parte central de nuestra galaxia y poder observar a través de estas oscuras nubes, usan entre otras herramientas la visión infrarroja del telescopio espacial Hubble (NASA/ESA), y una vez que los datos han sido tomados, son los científicos los que asignan colores visibles a cada rango del infrarrojo para que el ojo humano pueda comprender mejor la imagen.

This infrared image from the NASA/ESA Hubble Space Telescope shows the centre of the Milky Way, 27 000 light-years away from Earth. Using the infrared capabilities of Hubble, astronomers were able to peer through the dust which normally obscures the view of this interesting region. At the centre of this nuclear star cluster — and also in the centre of this image — the Milky Way’s supermassive black hole is located.

Mosaico de imágenes captadas en septiembre de 2011 tomada por la WFC3 (Wide Field Camera 3) del telescopio espacial Hubble. Créditos: NASA, ESA, Hubble Heritage Team (STScI/AURA). (tamaño original).

Las estrellas azules que vemos en la imagen son las primeras que nos encontraremos en nuestro viaje, porque están más cerca de la Tierra que del núcleo de nuestra galaxia. Las estrellas rojas que vemos son estrellas que están tras los discos de polvo o bien inmersas en ellos. Pero algunas nubes de gas y polvo tienen una densidad tal que solo podemos ver su silueta sobre el fondo de estrellas porque ni las capacidades infrarrojas del Hubble son capaces de ver dentro de ellas. Y además de esto, los astrónomos estiman que existen unos 10 millones de estrellas en el cúmulo cuyo brillo es tan débil que el Hubble no es capaz de detectarlas.

Ya que el Hubble tiene el privilegio de estar fuera de la atmósfera terrestre y gracias a su alta resolución, los astrónomos han sido capaces no solo de mostrarnos las estrellas del cúmulo, sino también de medir sus movimientos durante un periodo de cuatro años. Con esta información se han descubierto importantes propiedades del cúmulo estelar del núcleo de nuestra galaxia, como su masa y su estructura y además, el movimiento de las estrellas ha dado pistas a los cientificos sobre cómo se formó este cúmulo. ¿Preparados para el viaje?

Referencias:
Journey to the centre of our galaxy.

Agradecimientos:
– NASA.
– ESA.
– T. Do (UCLA).
– A. Ghez (UCLA).
– V. Bajaj (STScI).

1 Comentario

Deja tu comentario

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

*